AMOR REAL - RELATO

gatosegctiv

Ya se me olvidaba amigos, que prometí contarles los motivos y razones de por qué soy un ronin, mientras leía esta carta los estoy recordando…

La carta decía: Estoy harta de todo, de tanto rodar...Perdón carta equivocada. Estimado Sr Ronin dos puntos y aparte. A la redacción de esta revista nos llegaron 2348 correos 275 cartas físicas, 9 llamadas "Ni siquiera sabía que teníamos teléfono en la redacción" y cuatro amenazas de muerte, reclamando que solo cuentas historias tristes, de desamor, el público quiere historias románticas, melosas, necesitamos una historia donde al final si triunfe el amor, urge la historia mega romántica que prometiste en tu solicitud de empleo "aunque yo no recuerdo haber hecho solicitud de empleo".

P.D. Una de las llamadas fue del nieto de Buñuel que quiere hacer la versión fílmica de la alberca del siguiente verano.

Pues bien, está historia comienza una de las noches más frías de hace dos diciembres, la noche en que murió mi madre, como mencione en historias pasadas, 15 días después falleció mi gato, justo a las cinco de la mañana, dejándome completamente solo en mi casa, destrozado le hable al Koala del fut y le conté lo que acababa de pasar, no fue tan grave porque para el eran las ocho de la noche ya que el llevaba varios años viviendo en el extranjero, después de escucharme llorar alrededor de media hora su consejo más valioso fue que me esperara un tiempo antes de adoptar otra mascota a lo que yo accedí ya que mi situación económica no era la mejor en ese momento, tristemente tampoco era la peor, pero ese tema ya lo hemos tratado, los días pasaron y una tarde hablando con una chica a la que por motivos de seguridad solo llamaré la chica fresa, me dijo que ella me conseguirá otro gato, al principio me negué, pero ella puede ser muy convincente, me mando fotos de una gatita que estaba en una veterinaria donde trabajaba la sobrina de una conocida suya, al verla me agrado mucho pero le dije, que lo pensaría unos días, pero al día siguiente me escribió para decirme que ya la habían adoptado pero que tenían otra gatita en adopción que podía interesarme, una vez más me mando unas fotos que me parecieron muy tiernas, le dije que estaba muy interesado, incluso me puse a escoger que nombre le pondría a la nueva integrante de la familia.

Cuando de pronto me escribe y me pregunta: ¿ Y azul? A lo consternado le conteste: ¿Cómo le voy a poner Azul, si es café? Y me dice no ¿por qué no adoptas a Azul? Porque a la otra gatita ya la adoptaron y todavía agrega la frase (ándale de que viva en una jaula a que viva contigo en tu casa) ese tipo de frases que las mujeres saben cómo usar para convencernos, frase que no era necesaria porque cuando vi las fotos de Azul inmediatamente dije la quiero, llama en este instante y diles que mañana voy por ella, a lo que ella me contesto que no era tan fácil, que me darían la cita hasta una semana después, semana que fue eterna para mí, contaba los días como si fuera a recibir una enorme herencia, pero fue mejor que eso.

El día en cuestión llegue a la veterinaria, entusiasmado como niño chiquito, después de unos veinte minutos, me llevaron a conocerla, me metieron en un cuarto pequeño, le hablaron, desde el primer momento que se acercó a mí, como si me conociera de toda la vida, entonces la cargue, en ese instante le dije, tu eres el amor de mi vida, todo lo que tengo es tuyo desde hoy y para siempre, para hacerlo más formal la rebautice con el nombre de Saki que significa florecer en japonés

Las semanas pasaron y me di cuenta que cuando saliera a trabajar la pobre Saki se quedaría sola, así que le comente a otra amiga que me interesaba adoptar otra gatita, para que la pequeña no se sintiera sola, entonces me mando varias fotos de tres gatitas que tenían en adopción, las vi, con gran alegría le dije, esta la que parece un tigre chiquito esa es la que quiero, media hora después me llamo y me dijo maña a las dos tenemos que ir por ella, al metro toreo, ni tiempo medio de pensarlo, pero acepte al día siguiente me lleve una mochila vieja, me fui con mi amiga al llegar al metro todo fue muy rápido, metí a la gatita en la mochila, nos regresamos, fue al llegar a mi casa que pude sacarla de la mochila para conocerla la mire y me enamoré, desde ese día vivo con el corazón dividido en dos, porque para mi las dos son el amor de mi vida.


ESA PADRE GENERACIÓN.
AVICII - THE NIGHTS